Centro de Documentación de Canarias y América
09/12/2010 - 30/12/2010

El CEDOCAM colabora en el preestreno en España de la película "También la lluvia", de Iciar Bollaín

El coordinador del Centro de Documentación de Canarias y América (CEDOCAM) colaborará desde el punto de vista didáctico en el preestreno en España de la película dirigida por Iciar Bollaín "También la lluvia", seleccionada por la Academia del Cine Español para representar a España en los Oscars. Este preestreno exclusivo para el mundo de la educación se produce de forma simultánea en diferentes ciudades españolas dentro de la "II Noche de Cine y Educación" que se encuentra enmarcada en el proyecto educativo "Cine y Tribu 2.0". Las ciudades son: Madrid, Barcelona, Zaragoza, Alicante, Murcia, Málaga, Santander, Cartagena, Badajoz, Burgos, la Coruña, Valladolid, La Orotava, Zamora, Avilés, Albacete y Bilbao.

El acto tendrá lugar en los multicines Yelmo Cines La Villa-La Orotava el lunes 13 de diciembre, a las 22:00h.

El día del preestreno se repartirán unos press books pedagógicos y una hoja informativa del proyecto con contenidos históricos y diferentes propuestas pedagógicas llevadas a cabo por la comunidad educativa. Para la realización de este press book, la productora ha contado con un equipo de profesores dirigidos por Mercedes Ruiz y con el asesoramiento histórico de Manuel Hernández, profesor de Historia de América de la Universidad de La Laguna y coordinador del CEDOCAM, quien ha elaborado dos pequeñas biografías reflexivas sobre los personajes centrales de la conquista, Bartolomé de las Casas y Bernal Díaz del Castillo, que también podrán ser consultadas en el Blog educativo de la película ( http://tambienlalluvia2010.blogspot.com/).

El argumento de la película trata sobre como Costa, un descreído productor de cine, y Sebastián, un joven e idealista realizador, trabajan juntos en un proyecto ambicioso que van a rodar en Bolivia. La cinta que van a filmar tratará sobre la llegada de los españoles a América poniendo el acento en la brutalidad de su empresa y en el coraje de varios miembros de la Iglesia que se enfrentaron con palabras a las espadas y las cadenas. Pero Costa y Sebastián no pueden imaginar que en Bolivia, donde han decidido instalar su Santo Domingo cinematográfico, les espera un desafío que les hará tambalearse hasta lo más profundo. Tan pronto como estalla la Guerra del Agua (abril de 2000), las convicciones de uno y el desapego del otro comienzan a resquebrajarse, obligándoles a hacer un viaje emocional en sentidos opuestos.

Volver