Carruajes de Nava

Expuestos en el patio trasero de la planta baja, fueron donados por las familias Ascanio y Montemayor y Tabares de Nava a la Comunidad Autónoma de Canarias en el año 1999. Permanecieron en el Palacio de Nava desde su adquisición, a donde volverán una vez que culminen las obras de restauración del mismo. Sometidos a un importante proceso de restauración, se procedió a su depósito en el MHAT en el año 2009, a raíz del préstamo para la exposición temporal Aura, veneración e identidad.

Ambos carruajes fueron fabricados en el siglo XVIII. La Berlina, de estilo rococó francés, se caracteriza por el sistema de amortiguación de correas de cuero sobre la que se suspende la caja. Ha sido calificada por el Departamento de Restauración de Patrimonio Nacional como “una pieza de interés excepcional tanto artístico como histórico”.

El Landó, de origen inglés, considerado como un vehículo de lujo y muy cómodo, fue muy usado hasta principios del siglo XX.

Volver