Museo de la Naturaleza y el Hombre
03/10/2016

El CEDOCAM revive a Clotilde Cerdá i Bosch (Esmeralda Cervantes) a través del teatro

Cerca de 1 300 personas asistieron al Teatro Leal para conocer a esta arpista viajera tan vinculada a las islas

El Centro de Documentación de Canarias y América (CEDOCAM), bajo la creación y dirección artística de Helena Turbo Teatro, presentó la semana pasada el espectáculo «Esmeralda», una visión contemporánea sobre la vida y obra de Clotilde Cerdá i Bosch, conocida como la gran arpista Esmeralda Cervantes (Barcelona, 1861-Santa Cruz de Tenerife, 1926). El estreno tuvo lugar en el Teatro Leal de La Laguna el 23 y 24 de septiembre.

Clotilde Cerdá fue una niña prodigio del arpa, que estudió en Roma y en París con el maestro Godefroid. Su carrera arranca de un modo imparable en el teatro Imperial de Viena, recién cumplidos los doce años. Allí fue bautizada como Esmeralda Cervantes por Isabel II y por Víctor Hugo.

Actúa en las principales ciudades europeas y poco después, siempre acompañada de su madre Clotilde Bosch, inicia su primera y larga gira por América. Se convierte, desde entonces, en viajera infatigable con su arpa a cuestas. Esmeralda era una mujer culta que escribía, dominaba varios idiomas y se sentía comprometida con la cruda realidad social de su tiempo. Igualmente le preocupaba la situación de la mujer, su educación y sus derechos. El pacifismo, la lucha antiesclavista y la abolición de la pena de muerte constituían una constante vital para ella. Muchas de estas actitudes humanistas y filantrópicas provenían de su madre, mujer hermosa y progresista, dama de honor de Isabel II, que sacrificó su carrera como pintora por la carrera musical de su hija.

La propuesta escénica de HelenaTurboTeatro parte de una visión retrospectiva que ensambla biografía y ficción. Rescata diversos fragmentos de una vida tan prolija como la de Esmeralda Cervantes y ofrece las claves esenciales de una vida plena de talento y audacia.

Es preciso destacar el vínculo que Esmeralda mantuvo  con las islas Canarias, especialmente con Tenerife. Hacía escala en la isla rumbo a América. Aquí contaba con un fiel círculo de amigos comandados por Patricio Estévanez. Residió en Santa Cruz de Tenerife hacia 1900, regresó de nuevo a América y se instaló, por fin, en Santa Cruz de Tenerife a partir de 1916 hasta su muerte. 

Este montaje, con texto de Paco Monge, fue interpretado por Nuhr Jojo, Sigrid Ojel y Daniel Sanginés. Contó, además con la producción de Museos de Tenerife (CEDOCAM); con la escenografía de de Clemente Noda y Carlos Cadenas; la iluminación de Dimas Cedrés; la banda sonora de Sergio Sabina; el audiovisual de Turbocultura y el vestuario de Vivian Mussio. La dirección y el espacio escénico corrió a cargo de Helena Romero y con la colaboración de la ayudante de dirección, Idaira Santana.

La obra «Esmeralda» se escenificó también en el mismo Teatro Leal el jueves 22 de septiembre (dos funciones) para estudiantes de Educación Secundaria Obligatoria (ESO).

Cabe reseñar la encomiable labor del CEDOCAM, encargado, entre otras cosas, de difundir el conocimiento de personajes de interés artístico y científico en Canarias y América. Su apuesta por utilizar el teatro como instrumento de difusión es loable en estos tiempos. 

Volver